Proyecto FALCon
El proyecto FALCon nace de la colaboración del Centro Aeroespacial Alemán DLR (Deutsche Zentrum für Luft- und Raumfahrt) junto con Embention, y otras entidades como: el Instituto de Ingeniería Mecánica de la Academia Búlgara de Ciencias, Drone Rescue Systems de Austria, soft2tec de Alemania, el Instituto von Karman de Dinámica de Fluidos de Bélgica y Astos Solutions Romania. Todas ellas, trabajan en un proyecto conjunto que verá la luz de cara al 2035. Plantea revolucionar la visión del coste medioambiental y económico de la industria aeroespacial.

El proyecto FALCon pretende hacer posible la reutilización de las etapas de lanzamiento en operaciones espaciales. Todo mediante un avanzado sistema de captura en vuelo y remolque a la estación de aterrizaje. Para ello, el sistema utiliza drones de última tecnología para emular el comportamiento esperado en el sistema real.

Este concepto de lanzador reutilizable utilizaría una primera etapa de lanzamiento alada. Al descender planeando permitiría una reentrada controlada, devolviendo los cohetes de vuelta a la tierra de manera segura.

Ejemplo de cómo será el proyecto FALCon

Elementos principales

El sistema cuenta con 3 elementos principales:

  • Lanzadera: modificada con un innovador diseño de lanzadera alada para permitir el planeo y descenso controlado.
  • Sistema de captura: permite capturar la lanzadera en vuelo mediante un avanzado sistema de posicionamiento relativo.
  • Plataforma remolcadora: encargada de remolcar la lanzadera hasta el punto de aterrizaje. Realizando la suelta una vez dentro de la zona de aterrizaje para que la lanzadera toque tierra de manera autónoma.

Embention y el proyecto FALCon

Embention será el encargado, en las primeras fases del proyecto, de realizar un modelo a escala de este módulo de combustible alado recuperable. Con el desarrollo de este modelo Embention se enfrenta a diversos retos:

  • Diseño de una aeronave a escala. Este dron de alta velocidad debe contar con capacidades de vuelo similares a las esperadas en el modelo de RLV (Reusable Launch Vehicle) a tamaño real.
  • Vuelo completamente autónomo con alturas de vuelo por encima de los 5000m.
  • Fase de planeo controlado para facilitar la captura en vuelo, que ocurrirá a 150Km/h.
  • Apagado y reencendido de la turbina en vuelo para simular las distintas etapas del vuelo.

Todo esto, se consigue gracias a la amplia experiencia de Embention en el desarrollo de sistemas no tripulados. Y a la versatilidad del Autopiloto Veronte, uno de los sistemas de control de vuelo para UAVs más avanzados del mercado. Todo ello siguiendo los más estrictos estándares de seguridad de la industria aeroespacial a fin de garantizar la fiabilidad del sistema y garantizar la seguridad de la operación.

Falcón el “Receptor de Cohetes”

En Marzo de 2019, DLR junto con todas compañías e instituciones participantes bautizó su proyecto como un “Receptor de Cohetes”. La misión de este conjunto sería proporcionar las simulaciones y ensayos controlados con modelos a escala pertinentes para garantizar la ejecución del proyecto FALCon a largo plazo.

FALCon viene inspirado por el nombre de su ave homónima “Halcón” que desciende en picado para la captura de especies más pequeñas.

El presupuesto destinado a la primera fase del proyecto es de 2,6 millones de euros (3 millones de dólares). El uso de vehículos remotamente tripulados (UAVs), comúnmente conocidos como drones, ha permitido economizar enormemente los costes de desarrollo al mismo tiempo que permite controlar los riesgos en los ensayos en vuelo con este demostrador tecnológico.

La realización de este proyecto en un futuro no distante significaría una reducción significativa de los residuos que se abandonan, pierden y son incompatibles con el ecosistema espacial.